Vacunas y cuidado del cachorro

1. La vivienda y el lugar donde vives es determinante del perro de puedes tener. Si vives en un piso pequeño no es aconsejable tener un perro grande. Si vives en una zona con veranos muy calurosos no podrás tener un perro cuya raza tiene como tierras de origen el frío y las montañas nevadas la mayor parte del año. Hay que ser realista. Hazlo por tu mascota. Por mucho que quieras cuidarla sufrirá mucho y no se integrará en le medio que le impones. Hay muchas razas de perros. Hazte aconsejar por quienes saben y elige una la mejor raza para tu vivienda, espacio donde vivirá el perro y el lugar y su clima.

2. Hay que cuidar la higiene de tu perro y ser paciente al máximo. Debes saber que tu perro hará sus necesidades dentro de la casa durante mucho tiempo, antes de que puedas educarlo. Tendrás que soportar olores muy fuertes de su orina y excrementos.

3. Tendrás que alimentarlo muy bien. La comida seca es buena. Pero un comida que tiene que llevar todos los nutrientes que un perro necesita es cara. Calcula una buena factura para piensos y otros gastos. No pienses en ahorrar mezclando comida de sobras y de pienso. No es buena cosa hacerlo de cara a la salud de muchos perros que no digieren bien determinados alimentos de casa.

// //

4. Tendrás que estar muy atento a los parásitos.

Cuando saques a tu perro te darás cuenta que entrará en contacto con sitios donde hay suciedad: excrementos y orina de otros perros, saludará efusivamente otros perros, etc. Tienes que estar muy atento al riesgo que suponen los parásitos. Para combatir los parásitos internos y no te contagies de enfermedades debes desparasitarlo cada 4 meses. Tu veterinario de ayudará a ello. Vigila los parásitos externos. Aunque le protejas con productos especiales para esto, estáte atento a que no coja garrapatas, pulgas, etc..

5. Te deberás preocupar por la educación de tu perro.

Muchos perros son agresivos, porque sus dueños lo son. Si sabemos manejar bien a un perro, nunca nos dará problemas, incluso si son de las razas que son calificadas frecuentemente como problemáticas en los medios de comunicación. Lee libros sobre perros, asiste a “talleres de socialización” donde le dueño y perro reciben clases de adiestramiento. Hay que educarlo para convertirlo en un buen animal de compañía.

6. Deberás seguir con rigor todas las vacunas y revisiones. Es muy importante que controles todas las vacunas y revisiones de salud de tu perro desde los primeros días, ya en tu casa. Apunta las fechas y no dejes pasar tiempo más allá de las fechas que te han indicado. Ver Calendario vacunas perro.

7. Cultura del mestizaje. Si finalmente de decides por tener un perro, es muy recomendable la cultura del mestizaje. Opta por adoptar uno.

8. Conoce a tu perro. Aprende a conocer tu perro. Cuando lo paseas, lo bañas, lo llevas en el coche, por la calle… Observa qué hace cuando oye los estallidos de cohetes, truenos… Tendrás que enseñarle cosas y estudiar sus reacciones, sus miedos…

Las Vacunas de nuestra Mascota

Desde el momento que tenemos un perro hay que vacunarlo, para ello lo llevaremos al veterinario para que nos indique qué vacunas hay que ponerle en cada momento de su vida. Es muy importante comenzar a vacunarlos desde que son cachorros para evitar las enfermedades más comunes como la Parvovirosis, Moquillo, Hepatitis, Leptospirosis, Rabia, Tos de las Perreras, ……
Son muchas las enfermedades que nuestra mascota puede adquirir y para evitarlo hay que vacunarlos y seguir sus pautas recomendables aconsejadas por el veterinario

Edad y Raza del Perro.-
Si el cachorro se ha separado de la madre a una edad muy temprana, hay que vacunarlo ya a las 6 semanas contra la Parvovirosis, pero si tiene más de 2 meses, se le puede inmunizar contra un mayor nº de enfermedades en la misma vacunación. Las enfermedades de mayor riesgo para los cachorros son el Moquillo y la Parvovirosis, por eso han de ser las primeras en ser administradas.
En cuanto a la raza, el Pastor Alemán, Rottweiler, Boxer o Pit Bull, son los que mayor riesgo tienen de contraer Parvovirosis, Moquillo, por lo que han de ser vacunados rápidamente.

Zona Geográfica donde habite el perro.-
No todas las zonas son iguales a la hora de contraer una enfermedad. Determinadas áreas presentan una mayor contagio de enfermedades tales como el Moquillo, Parvovirosis…. En las zonas rurales, que es donde casi no se vacunan los animales hay que tener cuidado y vacunarlos.

Hábitos de la mascota.-
Si el cachorro va a convivir con otros perros, ya sea porque se dedicará a competiciones, perros de caza o los que viven en criaderos, presentan un mayor riesgo de contagio. La vacunación ha de ser estricta.

Estado Inmunológico del Perro.-
Si el perro estaba tomando leche materna en el momento de adquirirlo, debemos esperar sobre 3 semanas antes de vacunarlo, para evitar que los anticuerpos de la vacuna se solapen con los que le ha proporcionado la leche materna, que provocaría la anulación de su efecto, quedando el cachorro sin protección.

Todos los años hay que vacunarlo regularmente, y cada 3 meses recomendable, desparasitarlo para prevenir las lombrices…..